sábado, 31 de enero de 2009

MI CANCIÓN DE GUERRA

Todos tenemos una canción así, que a veces necesitamos escuchar y que nos recuerda quienes somos y como sentimos y seguimos siendo, pensando y sintiendo a pesar del paso del tiempo y de los cambios que va dando nuestra vida.
No es la única, pero si una de las más importantes e imprescindible en los días en los que la decadencia amenaza con adormecernos. Fito Paez : al lado del camino.


Letras de Canciones

martes, 27 de enero de 2009

Querido blog de mis laberínticos entresijos

"Ensueñada"...(Acuarela-70x60-Calenda-2007)

Querido blog:
Antes de que empieces a hacerme reproches quiero que sepas que te quiero igual que el primer día, mejor dicho, quizás más, que no he dejado de sentir por ti, ni un ápice de la pasión inicial y que espero que no sea demasiado tarde para que me perdones por tenerte abandonado.
No es cuestión de tiempo, para que te voy a engañar, sino de encontrar ese momento y las ganas de hacerlo.
Si te sirve de consuelo te diré que no ha habido otra actividad que te haya sustituido en mi corazón, que esto está siendo un período de biorritmos bajitos y que espero que sea pasajero. No es la primera vez que me pasa y tu que me conoces bien , sabes que funciono así, con altibajos, y que esos puntos de crisis son los que me hacen avanzar y empezar con más ganas.
Cuando nos conocimos ya sabías que pasaría esto, que soy inestable, con picos de euforia y bajones de actividad, de hecho, supongo que por eso nos entendemos tan bien.
Podría haber fingido que no pasa nada y seguir manteniendo contigo una relación de mínimos para no tener que darte explicaciones, pero ya sabes, odio las cosas hechas a medias y de cualquier modo prefiero un "no tengo ganas" a un "acabemos prontito", que luego una se queda con esa sensación de insatisfacción y las crisis aplazadas añaden un punto de agonía que jode la autoestima y paraliza la iniciativa.
Que sepas, eso si, que por las noches, cuando me desvelo, siempre pienso en ti y hago planes: mañana le diré esto y lo otro, hablaré de este tema, le pondré esta foto , la otra , le dedicaré esta canción, este poema... luego, por la mañana, que le voy a hacer... se me olvida todo.
Que si me puedes ayudar? no no, solo necesito mi tiempo y tu comprensión, y para hacer terapia como la última vez y colgarme del psicólogo, ya me apaño mejor con un par de libros de autoayuda que no ayudan en nada pero están tirados de precio.
Un día de estos, me levantaré con ganas, terminaré ese relato soleado que le debo a Toni, y prepararé una cenita en casa para los amigos, que ya me vale de ir siempre a su casa y cenar de gorra.
Tu, mientras tanto,deja de mirarme de reojo, bésame y no te me muevas de aquí, ten paciencia, te compensaré.
A mis amigos blogueros: ni se os ocurra empezar con las mariconadas esas de "ánimo", que lo que es estar, estoy como dios y ni la gripe tengo. Solo es el ataque de "preguiza" trimestral y mucho "cuento". Besosssssssssssssssssssss

viernes, 23 de enero de 2009

Gervasio Sanchez y su discurso "censurado"


Pocas veces un vídeo es tan elocuente como para no tener nada que añadir...(quizás recomendar el uso de la pausa para leer con calma y sin perderse ni una palabra)

jueves, 15 de enero de 2009

AAAHHH COMO HEMOS CAMBIADO, NANANANANANANAAAAA

Hubo un tiempo en que pintaba de un modo "políticamente correcto", ahora pinto garabatos pitopatos, pero todas las etapas son necesarias para crecer. De esta no lamento nada, es más, quizás un día de estos vuelva a pintar flores, siempre me han gustado, sobre todo cuando me las regalan y ya no digamos si se trata de mimosas.

Acuarela (50x40)

Sobre lienzo, óleo (60x50)
el jarrón fue mi homenaje a Van Gogh


Sobre lienzo con acrílicos(60x50)
si si, son mimosas

Sobre lienzo con acrílicos (70x60)
y el jarrón está torcido y está torcido
por que me ha dado la gana de torcerlo ea.

martes, 13 de enero de 2009

Un poema, un cuadro

Sobre papel tramado (70x50)
cera arrastrada y tinta

Asfixiante mecanismo

Macabro, el mecanismo de la muerte.
Inexplicable clik...
Descontrolado punto de ruptura...
Como un disparo de balas explosivas...
Sin sangre,
Sin vísceras al aire,
Sin humo
Sin gritos ni desplome,
Sin cámara que grabe,
Sin director que corte,
Sin música,
Sin créditos,
Sin letras de FINAL...

Oscuro, el mecanismo del adiós.
Inesperado fin...
Inaplazable punto de agonía...
Cual ráfaga directa de metralla...
Sin lágrimas,
Y sin palabras huecas,
Sin fuego,
Sin llanto ni caída,
Sin testigo que escuche...
Sin Dios que lo detenga...
Sin copla que lo cante...
Sin escena final...

Odioso, el mecanismo del destino...
Reparto caprichoso...
Inapelable punto del sorteo...
Como confetti soplado por un angel...
Sin miedo
Sin pudor y sin sentido.
Sin aviso,
Sin rumbo definido,
Sin cielo que intervenga,
Sin hoja de recursos
Sin sol a quien rogarle
Sin papel que firmar...


Dolor, el asfixiante mecanismo
Del muro por delante
De las piedras del muro por detrás...
Cual pájaro con alas recortadas,
Macabra ceremonia
Invitarle a volar...
Sin cielo que lo acoja,
Sin testigo que rece,
Sin Dios que le responda,
Sin Angel que le cuide,
Sin mano que sujete
Sin abrazo final.
(Calenda.2003)

domingo, 11 de enero de 2009

OPA, YO NO QUIERO SER MAESTRO

No hacen falta demasiadas presentaciones, El Cabreado Enmascarado es uno de los personajes más populares y aclamados de la blogosfera. Los que le seguimos habitualmente en su sección EL BISTURÍ ASESINO, del Rincón de Opaíto,no dejamos de sorprendernos cada día con su forma de acometer los temas más variados, dándoles un enfoque tan particular. Como lectora fiel y siendo su fan número uno, le he pedido que hiciese un post para mi blog y no se ha hecho de rogar.
Si es que este Cabreado solo se cabrea con los malos y en cambio es un personaje encantador y complaciente. Gracias Cabreado por tu regalo y gracias, como no, a Opaíto por tu gestión sin la cual no hubiera podido ser.


Como siempre voy contracorriente y pienso al revés que los demás, hoy quiero confesar que yo de mayor no quiero ser maestro.

Aunque hay un dicho popular que reza “vive mejor que un maestro” yo digo en voz alta que a mi entender, eso es mentira. Cómo estos tienen dos meses de vacaciones en verano, navidades, semana santa y muchos puentes más fiestas locales, nos creemos que están to el año tocándose los huevos, o el chichi; pero pa mí que no es verdad.


Tengo un par de amigotes con los que estudiaba de pequeño, que se dedican a la enseñanza y cuando coincidimos y hablamos de trabajo siempre me dicen lo mismo, ¡anda que no tienes tu suerte de no ser maestro cojones!. Y es que por lo que me cuentan, para ser hoy maestro, además de tener la carrera, hay que echarle más valor que Jesulín, estar preparado al máximo mentalmente, ser licenciado en tolerancia para no darle un par de patadas en los huevos a algún padre, llegar siempre al cole harto de comer para no tener la tentación de comerte un día a un niño crudo y estar siempre con el bujero abierto porque sabes que cualquier día te la pueden clavar.


Para mí que con los maestros se está cometiendo una tremenda injusticia en este país. Si en tiempos franquistas se asimilaban como leales al régimen, miembros militantes de las hordas fascistas, defensores acérrimos de las reglas morales y religiosas de la madre iglesia católica….. Si antes Pepe era Don José y Cloti Doña Clotilde, ahora por desgracia se les tacha de progresistas engreídos, vagos remunerados e ignorantes de su profesión. De llamarles Don Fulano se ha pasado a decirles ¡mira tú!, pero más grave aún es que antes se dedicaban a intentar enseñar y hoy tienen que procurar que los padres entiendan que a sus hijos hay que educarlos en casa y enseñarles en la escuela; difícil papeleta.


No soy de los que digo que todo tiempo pasado fue mejor, pero si opino que a lo que la enseñanza respecta hemos retrocedido mucho; no por culpa de los maestros, que estos son gente mucho más preparada, más dialogante, menos inflexible, más independientes y por supuesto más solidarios con sus alumnos. Lo digo por los padres, por nosotros, que parece que los profesores de nuestros hijos se han convertido en objeto de la ira de nuestro resentimiento pasado.


Aún recuerdo la de cosquis que nos llevábamos en el colegio por no saberte la tabla de multiplicar, no llevar los deberes terminados, o si se te ocurría hablar en clase mientras explicaban una lección te cascaban un reglazo en toa la mano que te llevabas dos horas rascándote hasta que te hacías sangre. No creo que esta fuera una fórmula para enseñar a los niños, ni para mantener disciplina; tampoco creo que lo sea ahora, pero pasar del extremo de que los maestros peguen a los niños a que los niños peguen a los maestros, como por desgracia ocurre y alentado probablemente por los comentarios paternos de “da tu antes de que te den”, ya nos da un detalle de cómo vamos.


Probablemente los mismos padres tengan la culpa de estos cambios. Antes nuestros padres, cuando eran llamados al cole, siempre iban con la mosca detrás de la oreja temiendo que barbaridad habría hecho el niño, ahora también van preparados, pero aleccionados por los críos que seguramente les han dicho que el profe la tiene tomada con él, que no sabe explicar las cosas y que le pone tantos deberes que no tiene tiempo ni para ver la tele. Claro está, un padre ver agobiado al niño por culpa del maestro es como si te levantaran las uñas de los dedos, ¡que a mi hijo no hay quien lo toque!, pero no le importa quién le puede tocar en el botellón del fin de semana del que llega a casa a las cuatro de la mañana.


Recuerdo muchas veces que, en desgracias familiares que me ocurrieron , mis profesores y profesoras volcaban en mi todo su cariño y sentimiento. Más de una vez me llevaban a sus casas como muestra de apoyo y solidaridad y se veía normal, pues en nuestra educación personal las enseñanzas de nuestros maestros iban más allá de la pura escolar. Un maestro era como parte de la familia a la que profesábamos cariño y respeto. Si hoy a un profesor se le ocurre hacerle una caricia o llevar al crío a su casa para ayudarle en sus estudios, corren el riesgo de que le metan el sambenito de pederasta o maricón, lo que le arruinará su carrera y su vida.


Podría seguir enumerando y contando cosas de lo que sufren los profesores y de la parte de culpa que tienen los padres, así que no me extraña que la enseñanza sea uno de los colectivos más afectado por la depresión, la fatiga psíquica y el estrés. Si yo al lado de un par de niños cabroncetes me entran ganas de ahogarlos a la media hora, no veas lo que tiene que ser pasarte cinco horas tratando con estos becerrillos y pensando el cuidado que tienes que tener para que no se enfaden encima algunos de sus padres.


No, yo no quiero ser maestro, es un trabajo de alto riesgo y hay que tener muchos huevos y aún más afición para torear en esas plazas

Pena de sociedad esta, que hagan a una devoción un trato rastrero y miserable. Es injusto que personas que estudian para dedicar luego sus conocimientos y sus fuerzas en instruir a nuestros hijos, que se emocionan al ver a estos ya de adultos hechas personas de bien como si fueran sus propios hijos, que sufren junto a sus alumnos los fracasos que estos tienen, que montones de días se llevan para casa los problemas de los niños y el sufrimiento que algunos viven en su casa, que tienen que soportar durante horas la mala educación de nuestros hijos, cuando nosotros no la aguantamos ni media hora, para que luego en sentido peyorativo sigamos diciendo que los maestros “viven del carajo”.

Po no Opa, yo no quiero ser maestro.

Grr ¡¡ay oma!!

miércoles, 7 de enero de 2009

SOY BLOGUERAAAAAAA Y TEMPLÉ MI CORAZÓN CON PICO Y BARREEEENA


En estos días se comenta mucho por estos entornos sobre los blogs, su incidencia en grandes o pequeños ámbitos, su trascendencia e interacción, la importancia de ser leído o comentado, la cantidad o calidad, la ética del bloguero, las técnicas para generar expectación y respuestas…
El hecho de no tener ni pajolera idea sobre feeds, twitter y otros palabros que de momento me suenan a chino, puede hacer que mi opinión parezca simplista y eso es precisamente lo que pretendo, puesto que quizás con el tiempo me vuelva obsesiva de estos asuntos y ya no pueda emitir mi punto de vista como persona que ve este mundo sin los condicionamientos de un bloguero experimentado y hasta puede que requemado por el paso del tiempo.
Quizás la comparación no sea perfecta pero en mi experiencia como usuaria y ahora dejota de un canal con emisora de radio, he visto las diferentes posiciones de la gente con respecto a las audiencias. He visto la obsesión por el número de usuarios o de oyentes como si fuéramos médicos de esos que cobran por cartilla de la SS.(no se si aún se hace así), y he visto, en cambio, la preocupación por hacer un lugar cómodo y agradable para nosotros mismos, un buen programa de radio, o procurar que la gente que nos visita se sienta a gusto y vuelva. Que duda cabe que nos gusta ver gente en el canal, que nos hable y comparta activamente nuestro trabajo como dejotas, que a veces es el resultado de mucho tiempo de buscar, investigar, aprender, o elegir con mimo y cuidado la música que le gusta a aquellos que conocemos y son visitantes habituales. Los que sois blogueros pensareis, y que coño tiene esto que ver? Pues mucho, por que un visitante de un blog interactúa con él, deja comentario y de ello nos queda constancia, un visitante de un canal, lo hace en vivo y en directo, lo ves ahí, habla contigo, y es una respuesta mucho más inmediata y por tanto mucho más gratificante.
Como componente de un grupo de teatro aficionado he vivido situaciones parecidas. He visto a compañeros asomarse tras el telón para ver si había mucho o poco público y he notado como a veces eso ha condicionado el estado de ánimo antes de salir a escena.(he de de aclarar que no cobramos entrada lo cual descarta los beneficios económicos, lo cual reduce el asunto a una mera cuestión de autoestima), y ha sido en esos momentos cuando un actor vocacional demuestra su talento, actuando magistralmente para dos o tres personas, igual que para trescientas.
No cabe duda de que cuando hacemos un trabajo que, sea mejor o peor, es creativo y en el que ponemos nuestro esfuerzo(doy por hecho de que lo hacemos por que disfrutamos con ello), nos gusta que sea visto, oído, y que nos llegue de vuelta la respuesta de los que lo reciben. Por muy claro que tengamos eso de que hacemos lo que nos da la gana sin importarnos lo que piensen los que nos ven o nos oyen, en el fondo necesitamos confirmar que, haciendo lo que nos gusta, gusta lo que hacemos. Nos sometemos a la crítica dispuestos a aceptarla (aunque joda) y usarla como medio de mejorar, nos autoevaluamos continuamente porque así debe ser y forma parte de el instinto de superación y de aprendizaje.
En resumen y como conclusión, la respuesta de quienes nos leen, nos escuchan, es como el espejo en el que nos miramos y nos aporta el porcentaje adecuado de la visión de nosotros mismos que unido y bien equilibrado con lo que de nosotros mismos pensamos, configura, como una imagen completa, el modo en que nos vemos.
No se cual es el grado de necesidad de cada persona en cuanto a la respuesta de los demás sobre lo que hace, sea del tipo que sea, supongo que todo depende de lo que entendamos por un blog, un canal de chat , una emisora, o un escenario.
No cobramos por ello, o quizás por eso mismo , necesitamos esa compensación , no económica que nos confirme que hacemos algo bien, del mismo modo que nos gusta ganar un certamen de relatos aunque no haya premio, o aplausos y felicitaciones, tras una actuación, o la palabra TEMAZOOOOOOOOO escrita mientras suena nuestra música.
Es la magia de la comunicación, comunicación pura, sin intereses materiales, sin más ni menos valor que el ejercicio de eso que nos diferencia de otras especies. La capacidad de trascender en nuestra naturaleza social, de emitir un mensaje y de recibir la respuesta, de no ser invisibles.
Que sea en grandes grupos o en pequeños grupos, eso también tiene su “aquel”. Uno es alguien en un entorno reducido y un anónimo en un gran grupo, uno es “alguien”en un pueblo pequeño y “nadie” en una gran ciudad. Recuerdo aquel anuncio de colonia que hablaba de “distancias cortas”.
Yo prefiero ser Calenda para mis amigos y no una anónima para las grandes multitudes, sean canales con trescientos usuarios o plataformas blogueras de esas en las que uno nunca llega a saber quien es, como piensa y siente quien le visita… y vosotros?

martes, 6 de enero de 2009

Una voz para un poema, un cuadro...

Os dejo uno de mis cuadros,
uno de mis poémas,
texto y voz Sobre lienzo con pintura acrílica (90x70)
su título: "oh Calen"










ELLA

EL

Ella ya no soportaba aquel camino

Sucesión de indefinible servidumbre.

Ansiaba ciegamente disolverse,

Escaparse por el cielo, por las nubes…

.

Él negaba las palabras en su oído,

Pronunciadas en los momentos más dulces.

Le asustaban demasiado los senderos

y ese inquietante olor a incertidumbre.

.

Pero aún así quiso encender las luces.

Ella, con tan pocas luces hizo fuego.

Él, entonces, decidió negarlo todo

trastocando las palabras en silencios.

.

Ella, un día, se dispuso a olvidarlo.

Mansamente se trazó el ritual de un duelo.

Vaciando con tristeza los cajones,

Desechando comprender aquel misterio,

Apartando sus objetos del espacio,

Prometiendo no encogerse con el miedo,

En silencio, en lo oscuro, muy despacio,

Y jurando , nunca más, mirar al cielo.

.

Él pensaba que ella estaba en el olvido,

A distancia suficiente de su espalda,

Pero aun temía pronunciar su nombre,

Cualquier nombre que con el de ella rimara

.

Y es que entonces, aunque él no lo admitía

las arrugas y las líneas de su rostro,

Perduraban instalados en su mente,

cual reflejos de un espejo viejo y roto.

.

Y jugaba a olvidarla cada día

Profanando su memoria, alzando muros,

Socavando alrededor de su sonrisa,

Desdibujando un rastro de susurros,

Enturbiando su recuerdo con desprecio,

Arrasándola en los momentos más duros,

Maldiciendo cada uno de sus besos,

Enterrándola en el rincón más profundo.

.

Ella hizo las maletas un buen día.

Sin pensar en abrigarse demasiado…

Sin apenas definir su despedida…

Un adiós nunca es un juego organizado.

.

Él jugaba a olvidarla cada noche.

Disfrutó su soledad en el silencio.

Pero entonces se atrevió… dijo su nombre,

Y la noche se hizo negra en un momento.

.

Porque ella no hacía fuego con sus luces.

Porque ella no era objeto de su espacio.

Porque necesitar de ella era costumbre,

Y se había ido en silencio, muy despacio.

.

Y de nuevo la negó, alzando muros.

Desechando comprender aquel misterio.

Y pensó, que quizás pronunciar su nombre

Fue, tan solo , un error… de su pensamiento.

Calenda 10 de abril 2003


sábado, 3 de enero de 2009

COMA UN IRMAU CHE FALO

Hoy he leído en el rincón de Opaíto el último comentario del Cabreado y me ha conmovido y me ha revuelto las entrañas.
He empezado a responderle y me he dado cuenta de que necesitaría más que una pequeña pizarra para expresar lo que siento con respecto a este asunto.
Soy gallega e hija de emigrantes en Cuba, será por eso, y por que durante muchos años los gallegos hemos sufrido la lacra de la emigración hasta el punto de ser dibujados con una maleta en la mano, que este tema me toca muy adentro.
No se quien es el responsable de lo que está pasando, pero es cierto, yo vivo en un pueblo pequeño donde la inmigración, por el momento, no se manifiesta como un problema, pero hace un par de meses, estando en Madrid me cayó el alma a los pies viendo tantas y tantas personas viviendo sobre cartones, durmiendo bajo sus cartones en plena puerta del sol, en una mañana festiva y llena de gente que entraba y salía de los centros comerciales. Un contrapunto esperpéntico de frivolidad y miseria con el best seller de su majestad la reina en todos los escaparates como fondo del hambre, pobreza , frustración y desilusión de quien ha venido, no lo olvidemos, como nosotros hicimos hace tiempo, buscando un trabajo digno y si acaso una vida nueva, "alen do mar", lejos de los suyos.(que respondería su majestad?)...
No se si la culpa la tiene Zapatero, o yoko ono. No pretendo levantar una lanza a favor de los gobiernos socialistas que han sido casi siempre generosos en temas de cobertura social, educación, salud, cosa que por otra parte ha levantado oleadas de críticas achacándoles por ello una pésima administración y un vivir por encima de nuestras posibilidades en aras del famoso “estado del bienestar”, dando gusto y satisfacción al electorado con viajes del Insersu para los jubilados y más cosas. Otros partidos han administrado igual de mal, pensando más en el crecimiento económico (a saber de quien) a costa de la reducción de ese “buen vivir” de sus ciudadanos… en fin, que desde que pasé de ser una militante activa en el mundo de la política a no creerme nada de lo que leo sobre el tema, prefiero no entrar en análisis porque no me interesa y además he perdido la práctica y la dialéctica que en otros tiempos manejaba , modestia aparte, muy bien.
Si el mundo fuera el lugar que debería ser, nadie tendría que irse de “acogido” a ningún otro país, revolviendo y poniendo a este último en una situación límite por su ausencia de infraestructura y capacidad para ello.
El mundo es un lugar imperfecto, un río revuelto, donde los que saben pescar pescan y los que no, tienen que conformarse con comer el pescado que los primeros tiran a la basura. Podemos ver y asumir situaciones inaceptables, inhumanas. Somos capaces de pasarnos una hora al día en un gimnasio quemando las calorías que nos sobran, mientras otros se mueren de hambre. Somos capaces incluso, en aras del arte y la cultura , de aceptar como normal que se paguen cifras millonarias por un cuadro, de asumir contratos millonarios a ciertas personas cuyo único valor es jugar bien al futbol o ser guapos. No es eso acaso inmoral?, no es una provocación a los que tienen que ver morir a sus hijos de hambre?.
No tengo entidad ni formación para dar soluciones, como han hecho algunos últimamente, tampoco me considero justificada en base a que algunas cosas no están en mi mano y que son otros los que han de resolverlas.
Solo puedo expresar , aquí o en la calle, que es el único lugar donde los de a pie ponemos los pies, mi repulsa por la mala distribución de la riqueza, por una sistema económico que organiza, legaliza y administra la desigualdad con mente fría y calculada.
Tampoco puedo pedir a Dios o a quien sea, algo que se que depende de mi y solo de mi.
Que la guerra, que la muerte, que el dolor, que la injusticia, que el hambre, NO ME SEA INDIFERENTE
Si alguno de vosotros es gallego, entenderá perfectamente lo que significa la canción que suena justo aquí abajo. Es un tema de Fuxan os Ventos sobre un poema de Celso Emilio Ferreiro.
Dicen los sociólogos que los gallegos tenemos una excesiva necesidad de tierra propia, casas con fuertes paredes de piedra, árboles de fuertes raíces que nos alejen del fantasmal recuerdo de la emigración. Quizás sea eso…y otras muchas cosas más lo que nos hace estar en deuda con aquellos que hoy recibimos.
FUXAN OS VENTOS-IRMAUS









IRMAUS
Camiñan ao meu rente moitos homes.
Non os coñezo. Sonme estranos.
Pero ti, que te alcontras alá lonxe,
máis alá dos desertos e dos lagos,
máis alá das sabanas e das illas,
coma un irmau che falo.
Se é túa a miña noite,
se choran os meus ollos o teu pranto,
se os nosos berros son igoales,
coma un irmau che falo.
Anque as nosas palabras sean distintas,
e ti negro e eu branco,
se temos semellantes as feridas,
coma un irmau che falo.
Por enriba de tódalas fronteiras,
por enriba de muros e valados,
se os nosos soños son igoales,
coma un irmau che falo.
Común temos a patria,
común a loita, ambos.
A miña mau che dou,
coma un irmau che falo.

caminan a mi lado muchos hombres,
no los conozco, me son extraños,
pero a ti, que te encuentras allá lejos,
más allá de desiertos y de lagos,
más allá de las sabanas y de las islas,
como a un hermano te hablo.
si es tuya mi noche,
si lloran tus ojos mi llanto,
si nuestros gritos son iguales,
como a un hermano te hablo.
aunque nuestras palabras sean distintas
y tu negro y yo blanco,
siendo semejantes nuestras heridas,
como a un hermano te hablo.
por encima de todas las fronteras,
por encima de muros y balados,
si nuestros sueños son iguales,
como a un hermano te hablo.
común tenemos la patria,
común la lucha, ambos,
mi mano te doy, mano de hermano
como a un hermano te hablo
(Celso Emilio Ferreiro, Longa noite de Pedra)